30 de diciembre de 2014

54) Momentos positivos del año 2014

Durante este año 2014 he tenido muchas mejoras y grandes momentos en compañía de personas admirables y que cito a continuación.

1) La gran superación y el afrontamiento de los ruidos ambientales del entorno enfrentándome al miedo que me estaban produciendo. Un paso muy importante para mejorar en las relaciones con las personas.

2) La transformación de mí misma a través de los cambios de pensamientos negativos a positivos, reconociéndolos y transformándolos. A los negativos consigo detenerlos, pasan por mi mente ya de largo.

3) La terapia cognitiva conductual me sirve para modificar conductas como el aumento de la concentración y la atención a los distintos estímulos sensoriales.

4) Consigo relajarme en muchas situaciones de ruido ambiental siendo mis pensamientos positivos.

5) Estoy sacando mis emociones reconociéndolas, aceptándoles y dejando que mi cuerpo las sienta y las disfrute.

6) El máster de coaching e inteligencia emocional en la Universidad con mis compañeros y mis maestros y maestras ha sido espectacular. Me está ayudando, aunque ya está terminado el máster, a gestionar emociones. Sé que el miedo está en mi propia mente y afronto las situaciones con mayor seguridad y confianza en mí misma.

7) La salida fuera de Salamanca con más de cincuenta personas fue un gran éxito que me ayudó a saber que mi miedo a los ruidos ya no existía. Aprendí que pensar en futuro causa mucha ansiedad ya que no se puede predecir.

8) Ahora pienso en presente, disfrutando de él al máximo, como si fuera el último día de la vida. Cuando me preguntan que voy a hacer, yo les contesto: "yo vivo el presente, fluyo con la vida".

9) Mi propósito para el 2015 es dar charlas por muchos sitios difundiendo el trastorno de la hiperacusia.


5 de noviembre de 2014

51) Ciudadela sitiada.

CIUDADELA SITIADA.

De Clara Clairborne Park. 

El otro día estando en mi casa encontré el resumen y la valoración que hice de este libro que quiero compartir con vosotros.


Esta es la historia de Elly, una niña de cabellos dorados y desde su primera infancia vivió con autismo. Nadie podía contarla mejor que la señora Park, puesto que Elly es su hija. Enfrentados a una niña que parecía muy afectada, y totalmente marginada, aunque mostraba extraños relámpagos de inteligencia, los padres de Elli, mucho antes de encontrar la ayuda de los médicos, se enfrentaron al problema de cómo llegar a hacerse entender por su hija pequeña. Con profunda dedicación y con sorprendente objetividad y candor, la madre de Elli, describe en este libro, como ella, su esposo y sus otros tres hijos pusieron sitio a la ciudadela de Elly. Describe cómo fue lentamente dándose cuenta de que su hija no era normal; las frustraciones y angustias provocadas por las consultas a los médicos y finalmente sus pacientes y hermosos esfuerzos, día a día, para establecer la comunicación con Elly. Uniendo la descripción exacta con la emoción, su conmovedor relato acaba siendo absorvente e inspirador. En sus páginas, la señora Park, llama la atención a los padres que tengan una situación similar, para que comprendan hasta que punto su amor y sus crecientes conocimientos pueden vencer en la lucha por salvar a sus hijos.

En la próxima entrada contaré más detalladamente lo que a mí me llamó la atención de este libro que recomiendo leer.


3 de noviembre de 2014

50) Cuantas emociones juntas

¡CUANTAS EMOCIONES JUNTAS!



Había una vez un niño de 10 años con síndrome de Down que iba a un colegio ordinario donde tenía que integrarse. Entonces él empezó a ser consciente de lo que le ocurría comenzando a ponerse triste.
Se daba cuenta de que pensaba de forma diferente, y cuando su maestra le mandaba hacer alguna actividad, él tenía miedo porque su mente le decía “no me va a salir bien”;  llorando antes de enfrentarse a ellas, entonces él con su gran lucha diaria y capacidad de superarse a sí mismo hacía las actividades y se enfrentaba a ellas igual que sus compañeros. Su sorpresa fue que en el momento de llevarlas a cabo había muchas que le salían mejor que a sus compañeros. Él seguía con mucho miedo cuando las hacía.
Sus compañeros/as de clase, entre ellas,  una niña,  cuando le veía hacerlo abría la boca como asombrada. Otra compañera como le ayudaba mucho y pensaba que su amigo se iba a hacer daño se sentía muy nerviosa. Había un niño que tenía mucha alegría cuando su amigo hacía las actividades mejor que él mismo y otro niño al ver que su amigo le salía mal algo se ponía triste.
Entonces un día la maestra decidió organizar una actividad en la que participaba un payaso y hacía trucos de magia. Cuando se acercó al niño con síndrome de Down, éste se asustó y se puso triste. El payaso hizo una actuación muy bonita donde había varias pelotas y entonces el niño se sintió sorprendido y alegre de lo que estaba haciendo. Como le estaba gustando mucho cuando terminó la actuación comenzó a ponerse muy triste.
            En la actuación del payaso otros compañeros, entre ellas dos niñas,  estaban sorprendidas y otro niño se puso triste de lo que estaba haciendo el payaso.

            Finalmente como la función había  transcurrido bien el niño con síndrome de down al ver que se lo había pasado bien se puso muy contento dándose cuenta de que él podía hacer las mismas actividades que sus compañeros y compañeras.

12 de octubre de 2014

49) Fonofobia

FONOFOBIA.

Hacer distintas estrategias de sensibilización sistemática en la cual el propio cuerpo, como pies, manos, o cualquier otra parte del cuerpo esté en contacto con el propio sonido y sienta la vibración para comprobar que no pasa nada. Después de cuatro años una chica tuvo  que hacer una prueba de pisar cristales con los pies,  y ha conseguido comprobar que el miedo estaba en la mente, ya no existe. Parece una locura, si, aunque no lo es, es necesario hacerlo y no pensar en que uno se puede hacer daño en las partes del cuerpo.

Cuando pensamos, "tengo miedo a los ruidos" entonces la mente lo sigue produciendo. Es necesario que nos enfrentemos a ese miedo que se produce en la mente y  no dejar que éste nos maneje nuestra vida y evitemos salir a la calle o determinadas actividades por no luchar contra ese miedo. El cuerpo reaccionara de forma inadecuad
a como tensión muscular o pensamientos del tipo "no sé si afrontaré ese sonido, a lo mejor salgo huyendo" es mejor enfrentarse a los sonidos y comprobar que no pasa nada. Esta experiencia me ha ocurrido y he sentido mucho placer al hacerlo y ver que ya no lo sentía y que ese miedo ya no existía.

Una vez que este miedo a los ruidos ha mejorado, el cerebro acepta los ruidos de forma habitual, aunque esa persona es más sensible a determinados sonidos como por ejemplo: arrastrar una silla, la sirena de la ambulancia, hablar todas las personas a la vez. Al ser más sensible en entornos ruidosos la comunicación para la persona afectada se le hace más difícil. Para ello es bueno centrarse solamente en una sola conversación y si la persona necesita enterarse de más aspectos sería bueno pedir a algún compañero o compañera que se lo escriba. Se está en la etapa de aprender a ignorar otros sonidos que puedan distraer. Es un proceso lento. Hay que acostumbrar al cerebro a centrarse en un solo estímulo y lograr que el resto estén en un segundo plano. Al principio será  costoso, ya que requiere esfuerzo, con la práctica sale solo.. 

2 de agosto de 2014

48) La intervención educativa en la discapacidad intelectual.

Es necesario que en la infancia el carácter preventivo sea, para evitar que se generen tempranamente dificultades en los alumnos con condiciones de riesgo de carácter personal, familiar o social, y por otro, proporcionando la atención necesaria a estos alumnos para que los déficits no se intensifiquen.
En el caso de los alumnos con discapacidad intelectual, el profesor actuará compensando las dificultades que los alumnos puedan presentar en la adquisición de los contenidos básicos. De esta forma se pueden evitar que las dificultades aumenten en etapas posteriores, lo que dificultaría el adecuado desarrollo del alumno.
En la etapa de educación infantil, es importante la priorización de objetivos y contenidos referidos a los ámbitos que afectan al desarrollo de los alumnos. La intervención educativa debe incidir en los siguientes ámbitos:

  1. Habilidades de coordinación, control del cuerpo y equilibrio: coger objetos, desenroscar tapas, caminar, subir escaleras, saltar, imitar posturas y movimientos, etc.
  2. Las actividades cognitivas más elementales: prestar atención a estímulos relevantes, emparejar objetos semejantes o formas geométricas sencillas, discriminar sensaciones estimulares, identificar posiciones en el espacio, captar series sencillas, etc
  3. Las bases de la comunicación: tanto verbal como no verbal, que le permitan experiencias interesantes.
  4. Las bases de la interacción social: con las personas y el entorno físico, que le permitan socializarse.
  5. Habilidades y hábitos básicos de autonomía personal: alimentarse, vestirse, asearse, cuidarse a sí mismo y sus pertenencias y el control de esfínteres.
El maestro de educación infantil debe hacer avanzar al niño hacia la construcción de logros cada vez más avanzados, evolucionados y ajustados a sus posibilidades. En esta etapa se posibilita el desarrollo del niño, potenciándolo y afianzándolo a través de la acción educativa y se pretende dotar al niño/a de las competencias, destrezas, hábitos, y actitudes que permitan su adaptación. Para ayudar a los niños y niñas es necesario confiar en sus posibilidades, resaltando sus logros y evitando las etiquetas negativas.
La educación de los alumnos/as con discapacidad intelectual, en la etapa infantil, requiere educadores especializados, más que instituciones o centros especiales. Asímismo, es necesario la participación de los padres en la tarea educativa. En los primeros años no hay educación sin la cooperación de la familia.

CARACTERÍSTICAS DEL NIÑO/A.
  1. Sigue un proceso de desarrollo madurativo. 
  2. Construye sus aprendizajes.
  3. Aprende activamente.
  4. Aprende globalmente.
  5. Aprende en interacción.
  6. Parte del conocimiento de lo cercano.
  7. Conecta los nuevos aprendizajes con esquemas previos.
  8. Necesita sentir interés.
  9. Necesita sentir seguridad y confianza.
  10. Aprende en familia.
INTERVENCIÓN DEL MAESTRO.
  1. Conocer y respetar sus posibilidades madurativas.
  2. Facilitar, potenciar y organizar las situaciones de aprendizaje de los alumnos.
  3. Seleccionar procedimientos, actividades y experiencias que conecten con sus necesidades, intereses y motivaciones.
  4. Proponer situaciones globales.
  5. Planificar y propiciar la interacción.
  6. Hacer propuestas adecuadas a la realidad del niño o niña.
  7. Conocer lo previo y planificar a partir de ello.
  8. Motivar y cuidar la funcionalidad de los aprendizajes, es decir, que éstos sean relacionados con las experiencias cotidianas.
  9. Crear ambientes cálidos y seguros.
  10. Colaborar con los padres.
Posteriormente pondré el vídeo grabado con lo que pone en este apartado. En otro apartado hablaré de la comunicación, la adquisición de hábitos básicos, y de los problemas de comportamiento.


6 de julio de 2014

47) Más aspectos de la educación dirigida

Hacer que las consecuencias sean eficaces: 
1) Las consecuencias  que suceden de modo natural son las más eficaces para enseñar al niño que puede influir en su entorno.
2) Las consecuencias sociales tienen gran importancia.
3) Éstas son un resultado natural de la enseñanza de habilidades de comunicación.
4) Las mismas consecuencias no serán eficaces para todos los niños, porque a cada uno le gustan diferentes tipos de estímulos.
5) Es importante cambiar las consecuencias positivas eficaces.
6) Para que una consecuencia determinada sea eficaz para estimular o disminuir  un comportamiento, tiene que aparecer inmediatamente después de dicho acontecimiento.
7) Para que el niño entienda la relación entre lo que él hace y lo que pasa, la consecuencia tiene que ocurrir siempre.
8) Cuando los niños comienzan a entender el lenguaje hablado, se puede aumentar la eficacia de las consecuencias explicándolas con palabras.

Dividir una tarea en varias partes cuando sea necesario. A veces será necesario dividir la tarea en varías partes para facilitar su aprendizaje. Ésta puede significar un cambio de materiales y/o enseñanza de las diferentes partes por separado.

Proporcionar conntinuidad y cambio. Los niños necesitan en su entorno tanto la continuidad como el cambio. La continuidad le proporciona seguridad. El educador y las personas que le cuidan deben asegurarse de que el niño tenga orden y rutina en su vida.

Preparar el éxito:  Para que el niño siga queriendo relacionarse activamente con su entorno, es necesario que experimente éxitos en cada una de las pequeñas tareas que se le enseñan.

Incorporar experiencias educativas a las rutinas cotidianas.   Cada día, un niño aprende cosas en todos los campos del desarrollo. Aunque sus avances pueden ser mayores en unos aspectos que en otros, el niño puede aprender algo nuevo en varios campos al realizar cada actividad.

11 de junio de 2014

46) Aspectos de la educación dirigida.


Comienzo este apartado dando unos criterios de esta educación, empiezo por los dos primeros.
1. Seguir la iniciativa del niño. Consiste en combinar los ejercicios de la intervención con los intereses más inmediatos y las actividades del momento de los niños. El niño con limitaciones graves puede realizar pocas actividades de modo continuo y es posible que resulte identificar sus intereses.

2. Permitir al niño que elija entre diferentes posibilidades. En el curso normal del desarrollo, los niños empiezan a escoger entre diferentes posibilidades poco después de nacer y continúan indicando preferencias a lo largo de su vida. Cuanto más graves son las limitaciones del niño, más reducidas se ven sus selecciones. A menudo los adultos hacen lo que creen mejor para el niño sin ofrecerle ninguna opción. Los cuidadores deben realizar un esfuerzo para hacerle elegir distintas posibilidades a lo largo de todo el día y deben respetar sus decisiones.

28 de abril de 2014

45) Cuento de una niña con hiperacusia

Había una vez una niña que de repente sus padres observaron que le molestaban los ruidos porque veían que no se comunicaba, lloraba cuando estaba en situaciones ruidosas y se tapaba los oídos para no escuchar los sonidos. Cada vez que pasaban por una calle donde había mucha gente la niña se agarraba a sus padres tapándose los oídos y tampoco podía tolerar los instrumentos musicales. Entonces sus padres le llevaron a un centro auditivo y en éste le facilitaron unos cascos de ruido ambiental para que se protegiera. Al principio se los ponía siempre, después empezó a quitárselos aunque lloraba mucho y la niña estaba triste porque quería participar en la sociedad pero en un mundo tan ruidoso le costaba mucho.
A sus padres les daba pena que no pudiera apreciar la belleza de la música, la alegría de mover el cuerpo y bailar al son de ritmos alegres ¿qué hacer? 
En el colegio se organizó una excursión para ir al campo. Por supuesto ella quería llevar sus cascos que la protegían del ruído ambiental, los padres estaban preocupados, ella se sentía segura con sus cascos así que le dejaron ir. 
Aislada de sus compañeros por resultar especial se dedicó a mirar por la ventana, sus ojos lo grababan todo, lo mejor fue cuando llegaron a los prados verdes, a los árboles majestuosos con ramas que se movían al soplar el viento. Ella intuía que era eso lo que movía las hojas porque lo notaba fresco en su rostro y en el ondear de su pelo era agradable. Luego se acercó a un rio pequeño al que bajaba agua a toda velocidad, intentaba imaginar el sonido empezaba a sentir curiosidad aunque solo se atrevió a meter la mano ¡qué fría estaba! cuando contempló un nido caído en el suelo y a unas crías de pájaro revolverse angustiados pensó: ¿cómo llamaban a la mamá pájaro? ¿como sonaba su píar? y movió un poquito sus cascos para ver si discriminaba el sonido. Poco a poco se quitó los cascos, estuvo un rato escuchando consiguiendo discriminar el sonido del pájaro. Se puso muy contenta ya que hacía unos años que no conseguía distinguir ningún sonido. Su sistema auditivo empezaba a funcionar y le quedaba mucho tiempo para mejorar y seguir aprendiendo. 



28 de enero de 2014

42) Para conocerme un poco más y como me está afectando la fibromialgia

1. La enfermedad con la que vivo es: fibromialgia, que consiste en que tengo dolores musculares, acufenos o sonidos internos dentro del oído o ambos oídos, hipersensibilidad a los ruidos ambientales, un fenómeno que se llama reclutamiento que produce fatiga auditiva y va acompañada de pérdida auditiva leve. Poco a poco me voy adaptando a todos estos síntomas muy lentamente.
2. Me diagnosticaron en el año: Con la fibromialgia llevo diagnosticada desde agosto del año pasado, mientras que con el resto de los síntomas llevo cuatro años.
3. Pero tengo síntomas desde: hace cuatro años que padezco de hipersensibilidad a los ruidos o hiperacusia, y acufenos (ruidos internos dentro del oído) además de presión en el oído.
4. El ajuste más grande que he tenido que hacer es: integrarme progresivamente a los ruidos ambientales, tener en cuenta el tiempo que estoy ante ellos y aprender a controlar y gestionar la ansiedad y las propias emociones que siento aprendiendo a reconocerlas.
5. La mayoría de la gente asume que: he tenido que cambiar de vida y de ritmo para poder llevar esta enfermedad. Es muy importante que esté tranquila y relajada para llevar bien los dolores musculares.
6. Lo más difícil de la mañanas es: aunque he dormido me despierto con sensación de cansancio. Lo gestiono pensando que no pasa nada y que será un día agradable. Aprenderé más estrategias que puedo usar y emplear. Además conseguiré algún logro que lo que para el resto de las personas es algo normal para mí es algo muy bueno y es un gran logro, como por ejemplo, saber reconocer porque cuando entro en un bar antes desconectaba y me ausentaba, eso es porque estaba en una etapa de ser inconsciente y ahora soy más consciente de mis dificultades. Es como si mi cuerpo estuviera asimilándolo para luego buscar estrategias.
7. Mi serie de médicos preferida es: esta enfermedad me la tratan varios médicos: reumátologo y psicologa. A mí me ayudan mucho las terapias psicológicas porque me facilitan gestionar mi mente y cambiar mis propios pensamientos ya que la mente es muy poderosa. 
8. Un aparato sin el que no podría vivir es: el ordenador porque me facilita mucho la comunicación por escrito ya que el lenguaje oral es muy costoso para mí en el momento de discriminar los sonidos, procesarlos y comprenderlos.
9. Lo más difícil de las noches es: cuando los ruidos internos los tengo muy altos me cuesta dormir y encontrar la postura adecuada y no tener silencio absoluto para dormir.
10. Cada día tomo:  medicación por la mañana y por la noche para llevarlo de forma más calmada.
11. En cuanto a los tratamientos alternativos: la natación es mi mejor deporte y me está ayudando a gestionar y controlar la sobrecarga de estímulos. Como el agua baja la intensidad de los sonidos y llevo tapones de silicona es donde me encuentro mejor y mi cerebro descansa de los estímulos.
12. Si tuviese que elegir entre una enfermedad invisible y una visible, elegiría: elegiría una enfermedad visible porque es más perceptible y cuando es invisible como no se ve hay que contarlo y explicarlo muchas veces.
13. En cuanto al trabajo y la carrera profesional: me encanta ayudar a personas con necesidades educativas específicas (NEE) y trabajar en un colegio tranquilo y relajado, ya que si hay situaciones conflictivas me afectan y me duelen más los músculos por el estrés.
14. A la gente le sorprendería saber: que me fuí de concierto con unos cascos y yo bailando tan feliz sin tener en cuenta lo que pensaran los demás. Una me preguntó si los cascos eran para escuchar música y yo le contesté que eran para disminuir el sonido ambiental.
15. Lo más difícil de aceptar sobre mi nueva realidad ha sido: dejar de salir de fiesta con mi marido a las discotecas y ver menos la tele porque ésta me cansa si estoy mucho tiempo escuchándola. Hay días que puedo verla un rato y otros días ni la tolero. 
16. Algo que nunca pensé que podía hacer con mi enfermedad e hice fue: sujetar el maletín de un ordenador portatil con el brazo y a pesar de que me estaba doliendo el brazo aguanté un rato. 
17. Los anuncios televisivos sobre mi enfermedad: me ayudan a comprender un poco mejor lo que me pasa y a adaptarme a mis dificultades.
18. Algo que realmente echo de menos hacer desde que fui diagnosticada es: pensar con más claridad y procesar de forma más rápida. La ventaja es que he descubierto que las prisas no son nada buenas y es mejor que vaya a mi ritmo buscando adaptaciones en la sociedad. 
19. Fue realmente duro tener que dejar: salir por las noches ya que me canso mucho a nivel auditivo, mental, y me sobrecargo de forma sensorial y al día siguiente suelo estar con la cabeza cansada. Ya me cuesta estar en un restaurante con ruido tres horas seguidas porque al día siguiente me encuentro muy cansada. La estrategia es hacerlo, no evitarlo, porque si no los oídos son más sensibles a los sonidos; aunque menos frecuente y cuando salgo aprendo a gestionar mis emociones escuchando a mi cuerpo y sé que luego estaré regular aunque el cuerpo poco a poco se va adaptando. Sería deseable avanzar más rápido aunque el ritmo del organismo no lo podemos marcar, tengo que respetar mi ritmo y no sobrecargarme de estímulos, cada día avanzo un poco y eso es un logro para mí ya que cada paso cuenta.
20. Un nuevo hobby que tengo desde que me diagnosticaron es: el deporte de la natación. Cuando me vinieron los acufenos, cosas misteriosas del cerebro,  éste acudió a las fuentes de agua y yo me quedaba escuchando ese sonido de forma muy relajada y no sabía por qué. Al operarme de cervicales me mandaron como rehabilitación la natación, y claro, yo pensaba: "como lo voy a hacer si le tengo fobia al agua". Mi sorpresa fue que cuando empecé a ir a la piscina descubrí que mi cuerpo y mis oídos no reaccionaban con fobia al agua sino que me encantaba y me relajaba. Ni mi cuerpo se sobresaltaba, para mí fue un cambio radical. Empecé a nadar desde cero y he conseguido hacerlo. Me ha costado bastante por los estímulos que no controlaba ni gestionaba y me hacían daño hasta producirme terribles dolores de cabeza. El audiometrista me comentó que en el agua estoy muy relajada porque el agua amortigua el sonido y además porque es un sonido de banda ancha. Gracias a mi fuerza de voluntad, mi tesón y mi empeño en conseguir nadar luchando contra los pensamientos negativos: "no puedo", "no lo voy a conseguir", "voy a ser incapaz", si meto el oído izquierdo en el agua me va a pasar algo", "me voy a ahogar". Todo esto impedía que yo avanzara lo que a mi me hubiera  gustado avanzar y me producía bloqueos, ataques de ansiedad que voy superando, y hasta el punto de que estuve a punto de abandonar todo y gracias a un gran apoyo y fundamental para lograrlo, hoy día, esos pensamientos, después de estar trabajando mucho el cambio de pensamientos negativos  transformándolos a positivos en  las terapias han desaparecido y los he transformado de forma positiva "Yo puedo" "Animo, no te va a pasar nada", "Persiste, si la primera vez no te sale". Si alguna vez vuelven los pensamientos negativos que suele ocurrir cuando nado con gente, enseguida los transformo a positivo.  Ahora en el agua soy más consciente hasta de la respiración que ésta a espalda al quedarme sin la vista, y no controlar los oídos he tenido que empezar a gestionar el sentido del tacto y me cuesta más que los estilos a crol, braza y mariposa. Controlar lo que yo pienso y no estar pendiente de lo que hacen los demás cuando estoy nadando es algo que después de cuatro años estoy empezando a conseguir poco a poco. Eso es muy importante para el ejercicio y que yo sea cada vez más consciente de mis propios movimientos y como se siente mi cuerpo para disfrutar nuevamente de sensaciones.  Estos logros estoy pasándolos a la vida aunque tardo un poco más.
21. Si pudiera tener un día en que me sintiera normal otra vez: dormiría muchas horas en silencio absoluto, y estaría tumbada escuchando las olas del mar y sin que me moleste el ruido de la gente hablando, sin dolores musculares y disfrutando al máximo de la vida. 
22. Mi enfermedad me ha enseñado: a aceptarlo de la mejor manera posible y de forma positiva adquiriendo más paciencia, evito las situaciones estresantes y si tengo que afrontarlas primero intento pensar bien como tengo que actuar. Me está ayudando a pensar más en mí misma y tener en cuenta mis necesidades priorizando primero lo que yo necesito y después tener en cuenta las necesidades de los demás. La enfermedad la vivo y la siento yo misma.
23. ¿Quieres saber un secreto? Una cosa que dice la gente que se pone en mi piel es: que tengo mucha energía y aunque me caigo me levanto. Tengo valor para contar mis experiencias y que lo hago fenomenal. Tengo afán de superación y soy muy luchadora ante las barreras que se me presentan.
24.  Me encanta cuando la gente: agradece el trabajo que se realiza en la página, grupo, blog. Me animan, me apoyan en lo que hago, y que cuando me hundo conmigo misma tengo mucha gente que me levanta el ánimo, gracias a todos.
25. Mi frase favorita que me ayuda a sobrellevar los malos momentos es: "Cada paso cuenta y todos los días habrá un mínimo logro aunque sea pequeño y no me de cuenta de forma consciente y al principio se quede en la parte inconsciente" 
27. Algo que me ha sorprendido al vivir con una enfermedad es:aprender otra forma de pensar y adaptarme a vivir más despacio y conocer un trastorno auditivo que a pesar de haber estudiado educación especial no lo conocía ni tenía ni idea que existía.
28. Lo más bonito que hizo alguien por mí cuando no me sentía bien fue: en la etapa que quise abandonar la natación porque se estaba instaurando la hiperacusia y al ser inconsciente de los aprendizajes aunque los procesaba yo no me daba cuenta y no sentía que estaba aprendiendo dos personas me animaron a continuar y a seguir insistiendo afrontando los síntomas de forma positiva.
 29. Estoy involucrada con la Semana de la Enfermedad Invisible porque: sería ideal organizar alguna semana de la Enfermedad Invisible para sensibilizar a la sociedad. Yo muchas veces prefería tener algo visible y perceptible para no tener que ir a los sitios y decir constantemente que soy hipersensible a los ruidos ambientales.
30. El hecho de que leas esta lista me hace sentir: contenta y te lo agradezco  bastante. Eso es que te gusta aprender mucho. Me hace sentir satisfecha que otras personas puedan sentirse identificadas o reconocer algunos síntomas que estén teniendo y no se den cuenta. Nota: cada persona tiene distintos síntomas y hay que saber diferenciarlos.
Gracias.

67.Frases para introducir emociones positivas.

 La vida es para disfrutarla sin estrés. La calma hace que muchas situaciones se lleven mejor y los estímulos entran mucho me...